Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Blog personal de Covadonga Castañón

NECESER BORDADO

Publicado en 2 Abril 2017 por Covi in Bordado, Lana, Bolsos, Neceser, YumikoHiguchi

Hay personas que poseen el don de crear belleza en todo lo que hacen y con ello darnos a los demás razones para deleitarnos contemplando aquello que nos ofrecen. Y hay también culturas que, en mi opinión, están más inclinadas a respetar y cultivar lo relativo a la naturaleza y a las cosas más sencillas de la vida, como ocurre con la japonesa, a juzgar por la cantidad de creadoras de este origen que actualmente enriquecen el mundo de las labores de aguja, especialmente el bordado y el Patchwork, con cantidad de aportaciones de gran sensibilidad y de una originalidad especial. Una de esas personas, a la que solo conozco a través de sus libros o de sus referencias en internet, es Yumiko Higuchi, bordadora y diseñadora cuyas creaciones con lana son una delicia de expresividad y gracia, tan fáciles de realizar y con resultados tan espectaculares que casi se convierten en adicción.

Ella diseña casi siempre motivos vegetales (ramas, hojas, flores) y los interpreta en clave muy esquemática, un punto naïf, pero captando toda su esencia, con lo cual, una vez bordados, adquieren una fuerza expresiva increíble. Como además las lanas o los algodones gruesos aportan texturas muy marcadas, los resultados son siempre espectaculares.

Seguramente conocéis alguna de sus creaciones a través de internet o de sus libros, pero si aún no lo habéis hecho, daros una vuelta por Pinterest o por Instagram y seguro que os encantará.

NECESER BORDADO

Yo siempre me detengo mucho a contemplar sus diseños, sobre todo en Pinterest, pero nunca había decidido probar a bordar alguno. Pero en cuanto La Casina Roja puso a la venta su libro "Simply Stitched", lo compré y me dispuse a hacer unas pruebas en un trozo de tela de lino muy rústica, resto de alguna otra obra y yo creo que comprado en Ikea, pero ni siquiera lo recuerdo. Tenía, además, una colección de madejas de lana de bordar DMC en colores surtidos, regalo de Rosa y un poco de tiempo libre para sentarme a bordar.

La elección del motivo fue un poco al azar, más bien guiada por los colores de las lanas que tenía, así que empecé sin más propósito que probar mi capacidad para reproducir los modelos y los puntos y ver el efecto al natural.

Ese primer día bordé unas cuantas ramas con hojas y flores en desorden total y me gustó mucho el resultado, pero no le vi utilidad más allá del rato encantador que había pasado.

Imagen del libro "Simply Stitched", de Yumiko Higuchi

Imagen del libro "Simply Stitched", de Yumiko Higuchi

El trapito, los hilos, el libro y todo, quedaron abandonados en una bandeja en mi mesita de costura y no volví a ocuparme de ellos hasta una noche, semanas después, en que llegué de Madrid cansada y con ganas de coser algo pero no de discurrir y entonces al revisar todos los "ufos" que siempre me esperan en esa mesa, me reencontré con mis pruebas Yumiko  Higuchi y volví a cogerlo entre las manos. De inmediato, vi que el trozo de tela, cortado de forma irregular, permitía hacer el bordado en espejo doblando la tela por la mitad y entonces calculé que quizás podría hacer un pequeño neceser, del estilo de los miles que circulan por la red con bordados de esta autora.

Fue un flash pero me ayudó a decidir rápidamente, así que dibujé los mismos motivos que tenía bordados en la otra mitad de tela y en una posición más o menos simétrica y bordé despreocupadamente hasta la hora de dormir.

NECESER BORDADO

Al día siguiente pensé la forma de armar el neceser o estuche o bolsita, o lo que fuera y rebuscando encontré una boquilla metálica con unas bolas de cierre en color verde que, casualmente, me venía perfecta de tamaño y también de forma, así que ese fue el impulso final que faltaba.

Decidido lo fundamental, es fácil encontrar en los cajones de una bordadora-costurera el resto de materiales necesarios: forro, entretela, hilos de costura, un remate para el interior de la boquilla, etc. En este caso no he puesto ninguna guata de soporte en el interior, simplemente una entretela fina pegada al forro, con lo cual tiene poco cuerpo y ninguna rigidez pero lo he preferido así para que ocupe menos espacio dentro del bolso y puedo doblarlo incluso cuando no está demasiado lleno.

Lo que me faltaba era un patrón para cortar la forma del neceser adaptada a la boquilla pero con ayuda de internet y un poco de imaginación, me la dibujé en una cartulina y me lancé a la aventura. Hubiera sido mejor contar con un buen patrón pero no se puede una quedar paralizada en espera de todo lo necesario, a veces hay que arriesgar para poder seguir adelante.

NECESER BORDADO

Era viernes, por la mañana temprano busqué las cosas y me puse a coser; al mediodía salí, como todos los viernes del año, a comer con mis antiguos compañeros y amigos. En mi bolso iba un precioso neceser con toda la "refugaya" (1) que llevo siempre esparcida por el fondo: cosméticos, peine, navajita suiza multiusos, pastillas para todos los dolores (incluso Lexatin, por si me da un arrebato), espejito mágico, kleenex, lápiz y boli, etc.

Seguramente miles de veces, a lo largo de los años, habré pensado que necesitaba algo así para organizar el bolso, pero nunca me paré a buscarlo ni mucho menos a hacerlo. Y, sin embargo, lo necesitaba como el comer. Es más, ahora hasta cambio de bolso con suma facilidad, solo tengo que traspasar tres cosas: monedero, neceser y estuche de gafas. Rápido y fácil, no da ninguna pereza. Hasta ahora me limitaba a llevar siempre el mismo bolso, hasta que se caía a pedazos, para evitar tener que trasvasar toda la "refugaya" cosa por cosa. Hay que ver cómo una cosa tan simple te cambia la vida 😂

(1) Refugaya: palabra asturiana para definir a la cosa o conjunto de cosas intrascendentes y de poco valor.

NECESER BORDADO

Ya veis que es simple: una tela que casi era para tirar, unas hebras de lana sobrantes de otras labores, una boquilla de una tienda de chinos, un trocito de cualquier tela para forro, un rato no muy largo de tiempo y el resultado es un neceser o monedero o bolsito precioso, original, especial, diferente, además de práctico, porque sirve para este uso pero también como pequeño bolso de mano, como costurero, como neceser de viaje, tantos usos como necesidades tenga cada una de nosotras.

A mí me gusta tanto que me paso el día sacándolo del bolso para verlo y que se vea y así me paseo por el tren o por el restaurante con mi neceser en la mano como si fuera un desfile de modelos, jjjjjjjjjjjjjj, es de risa, sí, pero me encanta.

NECESER BORDADO
NECESER BORDADO
NECESER BORDADO

Esto no es más que el principio porque cuando se hojea el libro es inevitable ir de ay en ay, ya que todas sus propuestas son a cuál más bonita y apetecible y esos bordados con esos relieves son ideales para decorar un sinfín de cosas, desde un cojín, la tapicería para una silla, un bandó para unas cortinas, un mantel rústico,una pantalla para una lámpara, la portada de una agenda, un jersey, un bolso... Las posibilidades son tantas como cada una quiera y no hacen falta conocimientos de bordado especiales para ponerse a ello porque en el libro se explica con toda claridad cada punto, cada fase del proceso, cada esquema de montaje y costura, vamos que son proyectos perfectos para principiantes, de los que crean afición.

Os animo a probar porque estoy segura de que me daréis la razón y además de crear objetos útiles y bonitos, os divertiréis un montón.

Feliz semana a todos

NECESER BORDADO
NECESER BORDADO
NECESER BORDADO
Comentar este post

Olga 04/20/2017 15:11

No conocía este libro, gracias por compartirlo. Hace mucho que no practico, pero siempre me ha encantado cómo queda el bordado con lanas, es un efecto que me recuerda a las tapicerías antiguas y tiene un sabor rústico, country, muy especial. Preciosas las mimosas. Un saludo.

Mari Carmen R. 04/09/2017 08:34

Es una preciosidad, ...dan ganas de ponerse a bordar ahora mismo.
Bss

Dianet 04/07/2017 03:04

Una belleza mas para tu colección

Marie 04/04/2017 11:05

Precioso,
Todo lo que realizas es un placer para los ojos !
Besos y abrazos

Michèle de Limoges 04/03/2017 13:08

Très beau

Sagra 04/03/2017 10:00

Qué preciosidad, yo también me pasearía con el neceswr en la mano para lucirlo

Rocío 04/03/2017 08:47

Hola Covi, me rechifla este bordado y la utilidad que le has dado. En Galicia también utilizamos esa palabra pero escrita de otra forma "refugallos", lo que tengo claro es que de momento no me embarcaré en ninguna labor hasta que termine el libro "Mon Cahier de Broderie", ya estoy en la hoja 9 así que queda muy poquito.
Un abrazo

Teresa 04/03/2017 08:14

Precioso!
Obrigada por partilhar.
Boa semana.
Teresa

TRINI ALVAREZ 04/03/2017 03:55

Me ha encantado la entrada y por supuesto, el neceser. La diseñadora no deja indiferente a nadie cuando se ven sus obras, muy bien descritas por tí. Me ha hecho mucha gracia leer que lo muestras siempre que puedes, jijiji.
Un besazo!

Silvia 04/03/2017 01:45

Me encantó todo, tu relato, el libro y por supuesto tu trabajo!. Cariños desde Buenos Aires.

albirginia 04/02/2017 22:49

Covi, con ese ánimo , esa ilusión que trasmites y el magnífico resultado final, no queda mas remedio que movilizarse y ponerse a la rebusca para conseguir una bolsita refugaya...je je je..